¿Qué buscas?

martes, 26 de septiembre de 2006

Gestion del Tiempo

No se si le pasará a todo el mundo o si yo seré rara por esto, pero he descubierto un curiosa relación inversamente proporcional entre el tiempo libre disponible y las ganas de hacer cosas, y es que por lo menos yo, cuanto más tiempo libre tengo, siento menos ganas de hacer las cosas.

Empecé a tener conciencia de este fenómeno cuando empecé a trabajar hace varios años. Trabajé en una tienda PRÉNATAL de lunes a sábado durante todo el verano. Aproveché el "descanso" entre clases para sacarme un dinerillo, y me di cuenta de que, aunque estando en el trabajo más de ocho horas, siempre encontraba tiempo para hacer otras cosas, y sin embargo cuando estaba en casa tranquilamente sin hacer nada creía que no me daría tiempo a hacer nada. "¿Quedar en el centro y después ir a casa de mi amiga? Uy! que va! no me da tiempo". Sin embargo cuando tengo parte de mi tiempo ocupado, -siempre con trabajo- encuentro tiempo para hacer de todo, y pienso incluso, que me sobra.

Otro ejemplo. El año pasado estaba trabajando en RODILLA, y no contenta con mis horas de trabajo, esta vez de lunes a domingo, decidí apuntarme no a uno, sino a dos cursos de marketing. Uno por las tardes después del trabajo todos los días, y otro a distancia, apañándome como podía para ir a entregar las evaluaciones y hacer los test con el ordenador.

Supongo que el motivo de que me pase esto es que, al pensar que tengo todo el tiempo del mundo porque no tengo obligaciones en ese momento, vagueo y pienso que si no lo hago hoy, puedo hacerlo mañana, o pasado mañana o quizás la semana que viene porque ¡qué pereza hacerlo el viernes, que ya es casi fin de semana!. Diría incluso que nos da pereza (bueno hablo en primera persona del plural pero me refiero a mí misma) salir de casa. Eso de vestirnos, peinarnos, perfumarnos y demás cosas que solemos hacer antes de salir de casa no lo hacemos para salir 5 minutos a la calle si podemos evitarlo. Sin embargo, una vez que hemos hecho todo eso y hemos conseguido cruzar la línea que separa la casa del mundo exterior, es decir, el portal, vemos las cosas de otra manera y volvemos a pensar que tenemos tiempo para hacer un montón de cosas.

Hace mucho tiempo leí una frase que se me quedó grabada y que he utilizado muchas veces desde entonces, y ha sido precisamente esa frase la que me ha dado la idea para escribir esto hoy.

No se si he convencido a alguien con mi teoría o si hay alguien que esté de acuerdo conmigo. Yo, después de escribir y leer varias veces todo lo que he escrito, empiezo a no saber muy bien que estoy diciendo, y lo único que tengo claro es que sigo pensando que la famosa frase que tanto me gustó en su día sigue teniendo tanto sentido para mí como la primera vez que la ví. Y es que, si quieres hacer algo encontrarás la manera; si no quieres hacer nada, encontrarás la excusa.

Y eso es tan cierto como que 2+2 son 4.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

La frase era ... "Si quieres hacer algo encontrarás la manera; si no quieres hacer nada, encontrarás la excusa." ??.. si no lo es.. m gustaria saber cual era.. gracias

Narayani dijo...

Sí, la frase era esa. No sé cuando escribiste el comentario ¡no estoy acostumbrada a recibirlos!! ;-) Espero no haberte hecho esperar demasiado