¿Qué buscas?

jueves, 26 de julio de 2012

Melenas y Pinchín

Me ha contado mi hermana que Pinchín cuenta con un club de fans en su trabajo lo cual me hizo mucha gracia. Este post no va de él exclusivamente, pero por lo menos podréis saber un poquito más de él.

Más o menos cuando Gon y yo empezamos a preocuparnos por Pinchín me regalaron, al comprar una coca cola en una tienda de chinos, una bolsita marrón de papel muy pequeña con unas semillas. Pensé que sería buena idea plantarlas en la oficina para ver su evolución diaria así que compré una pequeña jardinera de plástico y tierra. La tierra era, no nos engañemos, para Pinchín porque no tenía suficiente y cada día estaba más torcido, pero bueno, una cosa no quita la otra y cuando Pinchín estuvo arreglado plantamos las semillas. Las instrucciones eran sencillas:

-          Echar la tierra en la jardinera
-          Esparcir las semillas por encima
-          Cubrir, si se quiere, con un poco de tierra u hojas secas y echar agua con un pulverizador (esta última parte nos la saltamos porque no teníamos, pero agua le echamos, ¿eh?)
-          Ver las semillas crecer

Cada poco le preguntaba a Gon si ya las veía crecer (está al lado de la planta) pero la respuesta siempre era negativa… Hasta que un día dejó de serlo. Un día vimos brotar un pequeño tallo. Al siguiente dos o tres más, después del fin de semana teníamos varias… ¿cómo llamarlo? ¿Plantas? Bueno, sea lo que fuere teníamos varias. Se nos empezó a ir de las manos, crecía con rapidez y no sabíamos lo que era, y lo que es peor, según crecía se ponía mustia. Así que un día dijimos: “Pues podemos sacarla al otro lado de la ventana para que le de el aire” y desde ese día parece otra. Ahora está verde siempre y da gusto verla. Le hemos puesto de nombre Melenas, aunque también podría haber sido Desmelenado.


Pero claro, Pinchín no iba a ser menos y pensamos que un poco de calor a un cactus no le iba a venir mal. Ahora todos los días le sacamos junto a Melenas y le volvemos a meter a las 15:00 cuando nos vamos a casa y parece que le sienta bien también. A Melenas la dejamos fuera porque está mejor fuera que dentro (como los pedos según Shreck) y si se cayera  por la ventana no haría mucho daño. Sin embargo imaginad que te cae Pinchín en la cabeza… En fin, que estamos viendo el cuello de Pinchín cada vez más corto, lo cual espero que sea bueno.

¿Verdad que hacen buena pareja?

6 comentarios:

40añera dijo...

Curiosa pareja jejeje

Un besote

Margari dijo...

Una parejita muy formal... Y sus nombres son geniales. Nunca se me había ocurrido ponerle nombres a las plantas...
Besotes!!!

Igone dijo...

jajajaja me encantan los nombres XDD

Narayani dijo...

El tema de los nombres ha sido sobre la marcha. Yo tampoco lo había hecho nunca, jeje.

Besos!!

mientrasleo dijo...

Oye, me sigue pareciendo chulísimo pichín con esa forma tan peculiar que parece encorsetado.
Melenas... creo que va para hippy
Besos

Dresde dijo...

Las fechas en que estamos y si saco a la ventana algo se medio congela xD. Pero dentro de casa llevamos meses manteniendo con vida orégano, tomillo y albahaca! Ya deberíamos irles poniendo nombre...